Prevención del Cáncer de mama: La prevención siempre es la mejor opción

Ir a la Página Principal » Noticias » Prevención del Cáncer de mama: La prevención siempre es la mejor opción
Prevención del Cáncer de mama: La prevención siempre es la mejor opción

El cáncer de mama se constituye en el segundo tipo de cáncer que se presenta con mayor frecuencia en las mujeres, seguido por el cáncer de piel. Son muchos los factores de riesgo que se pueden evitar, por eso compartimos algunas recomendaciones para su prevención.  
 
¿En qué consiste la prevención del cáncer? Según el Instituto Nacional del Cáncer (NCI, por sus siglas en inglés), la prevención consiste en todas aquellas medidas que se toman para reducir la probabilidad de que una persona enferme de cáncer. “Con la prevención del cáncer se reduce el número de casos nuevos en un grupo o población” y, a su vez, se promueve el bienestar y la salud con la reducción del número de muertes a causa de esta patología.
 
El cáncer de mama puede ser detectado, por ejemplo, a través de mamografías con la capacidad de identificar señales de forma temprana ―incluso antes de que se disemine, según lo explica el NCI―.
 
Es importante tener en cuenta que, evitando los factores de riesgo y aumentando los factores de protección, es posible disminuir el riesgo de desarrollar cáncer de mama, una afección a la que ―en promedio― el 90% de las personas sobreviven por cinco años o más después del diagnóstico.  
 
Síntomas de cáncer de mama
 
El cáncer de mama, una patología que se presenta cuando se forman células malignas (cancerosas) en los tejidos de la mama, se puede detectar a través de una serie de síntomas específicos, entre los cuales se enumeran los siguientes:

  • Un bulto o engrosamiento en la mama que se siente diferente del tejido que la rodea.
  • Cambio de tamaño, forma o aspecto de una mama.
  • Cambios en la piel que se encuentra sobre la mama, como formación de hoyuelos.
  • La inversión reciente del pezón.
  • Descamación, desprendimiento de la piel, formación de costras y pelado del área pigmentada de la piel que rodea el pezón (areola) o la piel de la mama.
  • Enrojecimiento o pequeños orificios en la piel que se encuentra sobre la mama (como piel de naranja).
 
¿Cómo está compuesta la mama?
 
Una mama se compone de lóbulos y conductos. En promedio, cada mama tiene entre 15 y 20 lóbulos o secciones que a su vez contienen muchas otras secciones más pequeñas o lobulillos. Estos últimos terminan en docenas de bulbos diminutos que producen leche. Los conductos son tubos delgados que conectan a los lóbulos, lobulillos y bulbos. Las mamas también tienen vasos sanguíneos, vasos linfáticos, ganglios linfáticos; los cuales se agrupan cerca de la mama, en la axila, sobre la clavícula y en el pecho. 
 
Factores de riesgo
 
Aunque son varios los factores de riesgo del cáncer de mama que se pueden prevenir, existen otros que no se pueden evitar. Según el NCI, algunos de los principales factores de riesgo del cáncer de mama son:
 
  • Edad avanzada.
  • Antecedentes personales de cáncer de mama o enfermedad benigna de la mama (no cancerosa).
  • Riesgo heredado de cáncer de mama.
  • Mamas densas.
  • Exposición del tejido de la mama al estrógeno elaborado por el cuerpo.
  • Terapia hormonal para los síntomas de menopausia.
  • Radioterapia dirigida a la mama o el pecho.
  • Obesidad.
  • Consumo de bebidas alcohólicas.
 
Factores de protección
 
Según el NCI, “hacer ejercicio con regularidad y consumir una alimentación saludable son factores de protección para algunos tipos de cáncer. Es posible que, al evitar los factores de riesgo y aumentar los factores de protección disminuya su riesgo; sin embargo, esto no significa que no enfermará de cáncer”.
 
  • Menor exposición del tejido de la mama al estrógeno que produce el cuerpo (embarazo a temprana edad y lactancia).
  • Consulte a su médico sobre los análisis de detección del cáncer de mama.
  • Familiarícese con sus mamas por medio del autoexamen.
  • Si consume alcohol, hágalo con moderación.
  • Limite la terapia hormonal posmenopáusica.
  • Mantenga un peso saludable.
  • Aliméntese de forma balanceada y saludable.
  • Haga ejercicio físico regular (según el NCI, las mujeres que hacen ejercicio por cuatro horas o más a la semana tienen un riesgo menor de cáncer de mama).
 
 
Referencias
 
Clínica Mayo [sitio web]. Cáncer de mama [consultado el 14 de octubre de 2020]. Disponible en: https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/breast-cancer/symptoms-causes/syc-20352470
 
Instituto Nacional del Cáncer (NCI) [sitio web]. Prevención del cáncer de seno (mama) [actualizado el 17 de enero de 2020; consultado el 14 de octubre de 2020]. Disponible en: https://www.cancer.gov/espanol/tipos/seno/paciente/prevencion-seno-pdq
 
Instituto Nacional del Cáncer (NCI) [sitio web]. Datos estadísticos sobre el cáncer: cáncer de mama femenino [consultado el 14 de octubre de 2020]. Disponible en: https://seer.cancer.gov/statfacts/html/breast.html
 
Organización Panamericana de la Salud (OPS) [sitio web]. Cáncer de mama [consultado el 14 de octubre de 2020]. Disponible en: https://www.paho.org/hq/index.php?option=com_content&view=article&id=5041:2011-breast-cancer&Itemid=3639&lang=es
 -

Otras Noticias